Entrevista a Javier Castillejo - El Lince de Parla
Francisco Javier CastillejoApodado "El Lince de Parla", ha sido campeón mundial de los pesos medios por la AMB, y anteriormente campeón mundial de los pesos superwelter por el CMB, siendo uno de los pocos boxeadores que ha poseído títulos de campeón del mundo en dos categorías diferentes.



¿Cuál es tu palmarés deportivo y cuantos combates realizados tienes?

He sido tres veces campeón de España, 2 veces en superwelter y una vez en peso welter. 6 veces campeón de Europa en peso superwelter. 6 veces campeón del mundo en el peso superwelter del consejo mundial del boxeo y 2 veces campeón del mundo de peso medio de la asociación mundial de boxeo. En cuanto a combates, son 72 realizados, con 62 Victorias y 8 derrotas.


¿Cuál es tu lugar de residencia?

Mi lugar de residencia es Madrid.

 

Cuéntanos en qué consiste tu día a día.

Pues ahora mi día a día consiste en atender a la escuela de boxeo que tengo. Tengo un gimnasio donde imparto clases de boxeo y donde intento enseñarles a los alumnos toda la experiencia que he aprendido y los conceptos del boxeo.

 

¿Cuál ha sido tu combate más difícil?

Bueno, es que han sido tantos… Creo que los últimos que he realizado han sido muy difíciles. Luego la primera vez que hice el campeonato del mundo contra Julio Cesar Vázquez, un argentino zurdo, en el año 90. Ese fue duro también. Mi primer campeonato de Europa cuando gané en Francia en Dijon. Otro campeonato de Europa celebrado en Londres contra Ahmet Dottuev. En Las Vegas, contra Oscar de la Hoya, En Chicago con Fernando Vargas,… He tenido que combatir a un nivel muy complicado y cuando llegas a ese nivel todos los combates son muy difíciles.

 

¿Qué sensaciones has tenido peleando en otros países disputando un título?

Pues a mí tampoco me importaba mucho salir fuera a pelear. Prefiero combatir en casa siempre, pero tampoco era un boxeador que me importase salir fuera a conseguir victorias. Es lo más importante claro, conseguir un título o una victoria fuera de casa. Pero vamos, que no me importaba mucho.

 

Actualmente diriges tu propio gym de boxeo, ¿Cómo ves la faceta de entrenador después de casi una vida como boxeador?

Bueno actualmente la faceta como entrenador es un episodio más en mi vida. Lo importante es que estoy vinculado al boxeo, que es mi vida, después de estar 21 años boxeando. Ahora toca la labor de ser entrenador y enseñar los valores a los chicos.

 

¿Quién te apodó como El Lince de Parla?

El apodo no sé quien fue exactamente el que me lo puso. Seguramente algunos compañeros del gimnasio o algunos amigos del barrio, no sé, por ser un chaval astuto en aquellos tiempos… O por la mirada quizás, la mirada de lince, un poquito vivo boxeando… Yo creo que fue más o menos por ahí de donde viene el apodo.



¿Cuál es tu opinión después de haber sido el mejor boxeador de la historia de España y más títulos conseguidos y que no tengas el reconocimiento que realmente mereces?

Bueno después de haber conseguido tanto y haber sido tan difícil, el no haber sido tan reconocido tampoco me importa mucho. Me fastidia un poco, pero bueno, soy consciente que en este país, el boxeo no es un deporte importante como en otros países. Sobre todo ahora. En otros tiempos el boxeo en España era un deporte muy importante. Un deporte de masas donde acudía mucho público a los combates. Los pabellones y las plazas de toros se llenaban en los tiempos que un boxeador era una estrella. Ahora no ocurre así. Pero bueno, yo intenté conseguir mi sueño y así lo hice. Caminé pasito a pasito y ese fue mi destino, mi sueño, y así lo valoro. Lo que digan o no los medios no me importa mucho. A mí lo que me importa es mi familia y ya está.

 

¿Cuál es tu boxeador favorito?

No tengo boxeador favorito. Quizás en los inicios me fijaba mucho en Julio Cesar Chávez, el mejicano me encantaba. Luego ha habido otros grandes como Sugar Ray Leonar, Mano de Piedra Durán, Thomas Hearns, Marvin Hagler, son estrellas de la época de los 80 y los 90. Todos se pegaron entre ellos. Grandes campeones que se tuvieron enfrentar todos contra todos. Imagínate aquella época. La verdad que fueron muy grandes y son grandes estrellas.


Tú mejor recuerdo dentro del ring…
Mi mejor recuerdo es haber sido campeón mundial. Ser campeón del mundo es lo más grande que hay en el boxeo.

 

Estas realizando seminarios por toda España, explícanos en qué consiste esos seminarios.

Los seminarios que estoy dando por toda España consisten en enseñar los valores que tiene el boxeo, enseñar la técnica, la estrategia, las distintas posiciones en boxeo, las defensas, los ataques, los contraataques… Todo lo que es el boxeo.

 

¿Qué se puede adquirir tanto en conocimientos como técnicamente en tus seminarios?

Se pueden adquirir todos los conocimientos que hay en el boxeo. Todo lo que tú quieras enseñar es lo que se llevan los alumnos. Un seminario se realiza por etapas, en varios momentos y distintos tipos de trabajos. Aparte de eso, a un chico que viene de nuevas, tampoco le puedes enseñar grandes cosas. Simplemente lo más básico y sobre todo explicarles algunos detalles de los combates de boxeo, de la parte técnica y de la estrategia, además de la condición física.


¿Qué consejo les darías a las jóvenes promesas del boxeo?

Pues simplemente les diría que sigan entrenando, que el boxeo es un deporte de contacto muy duro. Que no se relajen nunca porque el rival más fácil te puede ganar y siempre hay que subir al ring entrenado al 100%


Desde Club de la Lucha queremos agradecer a Javier por su amabilidad al concedernos la entrevista.

Dejanos tu comentario o compartelo! ;)


Comments (0)

No comments at this moment